fbpx

Descubre cómo una cubana llegó a colaborar en la nueva película de Disney

3 min


Foto tomada del perfil en Instagram de Gabriela Trujillo (@gabyteemua).

Muchas son las historias de éxito que demuestran cómo es posible cumplir los sueños que tenías en la infancia o las metas que te propones en la vida.

De esfuerzos y logros de cubanos te hemos hablado en otras ocasiones, pero el que te presentamos hoy no tiene precedentes.

Sin más dilación, el suceso: una joven de 28 años, nacida en Cuba, creó hace tres años una marca de maquillaje y con esta llegó a Disney, el conglomerado de medios y entretenimiento más grande del mundo.




La historia

Gabriela y su madre. Foto tomada del perfil en Instagram de Gabriela Trujillo (@gabyteemua).

Gabriela Trujillo nació en La Habana y vivió en el barrio de Alamar, al noreste de la capital. Allí solo estuvo tres años, pues luego su familia se fue hacia los Estados Unidos.

Desde joven, la cubana desarrolló afinidad por los cosméticos y el arte del maquillaje. Luego del High School, asistió a una escuela de cosmetología. Comenzó a maquillar para bodas, graduaciones, desfiles y a asociarse con diferentes marcas. Siempre se notó en sus trabajos una arriesgada apuesta y mezclas de colores. Así fue hasta 2018.




El negocio

Foto: @alamarcosmetics/ Instagram.

Comenzó en un garaje (quizás como muchos otros que se volvieron exitosos) en una casa en Hialeah, Florida. En 2018 lanzó su propia marca de maquillaje. Surgió así Alamar Cosmetics, inspirada en el barrio de sus primeros años, en su cubanía, en los colores del trópico.

Su surtido inicial (incluía la paleta de colores llamada Reina del Caribe) se estrenó en mayo y en julio estaba agotado. Luego vinieron otras como DesNUDEas Collection, línea de lip gloss con nombres tan atractivos como Dulce, Divina, Coqueta, Chula o Bombón.

Su productos tuvieron gran acogida y sus perfiles en redes sociales empezaron a ganar seguidores. Esta fama, probablemente, haya sido lo que hizo que, en septiembre de 2020, a su perfil en Instagram llegara un mensaje directo (entre los tantos que recibe a diario) en el que le proponían una colaboración. Al inicio, ella pensó que se trataba de una broma. En ese entonces no sabía que estaba a punto de hacer historia.




La película

El mensaje, originalmente en inglés, decía: “tenemos una película increíble que se estrena. Creemos que sería genial colaborar con ustedes”, según indicó el medio Local 10. Se trataba del filme Encanto, estrenado este 24 de noviembre, cuya trama se centra en un lugar encantado, en medio de las montañas de Colombia, donde sus habitantes tienen poderes especiales y habilidades mágicas (tiene semejanzas con Coco, sobre todo en la apuesta por la diversidad cultural y los diseños).

Como parte de todo el marketing que se genera con cada obra de Disney, el gigante del mundo del entretenimiento contactó, por primera vez en su historia, con una marca independiente dirigida, nada más y nada menos que por una cubana. De acuerdo con varias fuentes, nunca antes la compañía había ofrecido semejante propuesta a negocios latinos de belleza.




Lo que llevó a la cubana a Disney

Kit de maquillaje de Encanto. Foto: @alamarcosmetics/ Instagram.

Luego se convirtió en la primera marca de propiedad latina que colabora con Disney.

“Creo que las personas latinx, como mi mamá, mi abuela y mis tías, son lo que llamamos presumida: realmente les encanta verse bien y son conscientes de su apariencia. Les encanta el maquillaje. Les encanta el cabello. Mi abuela está bien, tiene más de 80 años y siempre se ruboriza y se pinta los labios, nunca falla. Entonces, estoy muy inspirada por la forma en que se maquillan. Y luego también me inspiro mucho en los paisajes y colores que son prominentes en mi cultura. Nombré muchos de mis tonos en mis paletas después de bailes o bebidas. Tengo una sombra que se llama Mojito; tengo una sombra llamada Rumbera. Son todas las cosas que vienen de la inspiración de mi cultura”, declaró a la revista Pop Sugar.




En la nueva colección se incluyen desde brochas hasta espejos, pasando por iluminador y paleta de sombra de ojos. PREPÁRATE, MIRA BELLA, DÍMELO CANTANDO, AY MAMÁ… son solo algunos de los nombres de los artículos.

La cubana utiliza palabras pegajosas, de la lengua de su tierra natal, como atractivos en los nombres de sus productos.


¿Te gustó? ¡Compártelo con tus amigos!

0 Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

× ¡¡¡Contáctanos!!!