fbpx

Habanero Víctor Muñoz está encendido al bate en Nicaragua

2 min


Víctor Muñoz durante su etapa en Artemisa. Foto tomada de Zona de Strike.

La tribu de los Indios del Bóer ha recordado en la naciente temporada que son el equipo más popular y con más títulos en sus vitrinas en la historia de la Liga de Béisbol Profesional Nacional (LBPN) de Nicaragua. Han comenzado como lo hacen los conjuntos que suelen llevar grandes responsabilidades sobre su nombre: a ritmo de victorias y encabezando la tabla clasificatoria, que incluye tres elencos más.

Por si fuera poco, antes de la jornada de ayer, los Indios, con balance de seis triunfos y dos reveses, eran los mejores en pitcheo y bateo, con 3.22 y .276, según estadísticas ofrecidas a Cuba Lite por uno de los organizadores del campeonato, debido a que la página oficial presenta dificultades con esta importante sección, que esperan resolver hoy. Agradecemos dicho gesto con nuestra revista, pues sin él, este material hubiese sido un revés.

Aunque no hay presencia de lanzadores cubanos en la escuadra que ocupa el primer lugar, sí existe entre los bateadores y en ese liderato a la ofensiva ha contribuido un jugador que, mientras permaneció en Cuba, mantuvo un perfil bajo, pero no escondió su fuerza al bate y su bateo oportuno. Nos referimos al jardinero habanero Víctor Muñoz, oriundo de Habana del Este, quien tuvo intenciones de regresar a la pelota cubana esta temporada, primero con Industriales y luego con Artemisa, algo que no concretó.

En siete temporadas en Series Nacionales jugando con los Leones, Metropolitanos y las tres últimas con Artemisa, Muñoz disparó 30 cuadrangulares e impulsó 138 carreras. Ahora, en su debut en el béisbol profesional, repetimos, antes de los encuentros de ayer, se ubicaba como el tercer mejor bateador de su equipo y el séptimo de la liga, con average de .345, 10 hits, dos dobles, par de jonrones y cuatro remolques. Custodia el jardín central y en el partido de ayer fue quinto en la alineación.

Como compañero del capitalino está el jugador de cuadro villaclareño Darián González, quien también se estrena en un circuito profesional, después de varios años sin trabajo en República Dominicana. Recordemos que Darián, un jugador cuya principal virtud son sus buenas manos, llegó al evento andino como sustituto del torpedero cienfueguero Erisbel Arruebarruena, quien declinó participar.

Igual que Muñoz, González jugó en la Isla con tres escuadras (Villa Clara, Sancti Spíritus y Cienfuegos), aunque durante seis contiendas. Como hombre proa en la batería de los Indios ha estado en seis encuentros y promedia para .190 (cuatro en 21) y un doblete impulsor de su única carrera.

Escoltando a los Indios aparecen los Leones de León a un solo juego (5-3), y allí se desempeña el infielder granmense Adrián Moreno, defensor en su primera experiencia profesional del jardín izquierdo. El ex Alazán durante nueve campañas posee un pobre average de .160, pero uno de sus cuatro inatrapables fue un enorme cuadrangular.

Por último, el cuarto pelotero antillano es el habanero Yosmani Guerra, un viejo zorro de 35 años, con trayectoria de cinco Series Nacionales y una vasta experiencia en ligas de México y Nicaragua. Guerra, quien jugó AA con los Marlins de Miami en 2014, estuvo ocho partidos como antesalista con los Tigres de Chinandega y promedió .214. Ayer los Gigantes de Rivas lo recibieron como endoso de los Tigres.

En video, uno de los cuadrangulares de Muñoz en Nicaragua

 


¿Te gustó? ¡Compártelo con tus amigos!

0 Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

D.L.R.

× ¡¡¡Contáctanos!!!