fbpx

Spoiler: El capitán Picard y su nueva vida en Star Trek

3 min


Poster promocional de Star Trek Picard. Foto: CBS.

Para los amantes de la ciencia ficción, Star Trek viene a ser como una suerte de pieza sagrada del género. Las mil y una aventuras interestelares creadas a partir de la idea original de Gene Roddenberry han mantenido conectadas a varias generaciones a través de pantallas chicas y más grandes, convirtiendo así su legado en material de culto.

De entre todos los personajes, hay unos pocos que resaltan por encima del resto. Todo comenzó con la primera serie (TOS, por sus siglas en inglés), donde la USS Enterprise (NCC-1701) era liderada por los entrañables James T. Kirk y el mitad vulcaniano Spock. Sin embargo, no fue hasta finales de los 80 que apareció alguien digno de tomar el batón dejado por esa estirpe legendaria.

A bordo de una versión modificada de la histórica nave, NCC-1701-D, fue Jean-Luc Picard (Patrick Stewart) quien asumió la responsabilidad de encabezar a la Flota Estelar (SF) en su viaje a “explorar extraños nuevos mundos, buscar nuevas formas de vida y nuevas civilizaciones, viajando temerariamente a donde nadie ha llegado antes”.

Aquel producto, llamado Star Trek: La Nueva Generación (TNG, en inglés), rescató la franquicia y la relanzó hasta límites increíbles. Durante siete temporadas (178 episodios), el bueno de Jean-Luc se distanció bastante del aventurero carismático que era Kirk y, en cambio, mostró un perfil más diplomático y reflexivo. A pesar de todo eso, la gente los veneró a él y a la serie.

TNG terminó en mayo de 1994, y aunque le siguieron cuatro películas (La Próxima Generación, Primer Contacto, Insurrección y Némesis), poco a poco Picard fue quedando relegado a un altar, como si se tratara de una reliquia. Hasta que en 2020 lo “revivieron”.

En febrero de este año comenzó a salir al aire por CBS All Access Star Trek: Picard, producción que continúa la historia del célebre capitán francés, quien ahora se nos presenta como un veterano de la flota que mantiene una vida pacífica en sus viñedos de Francia.

La primera impresión se transforma nada más pasar unos minutos, justo en el momento en que Picard rompe un silencio de décadas para dar una entrevista en la que termina saliendo el tema de su salida de la organización a la que dedicó buena parte de su vida. A partir de entonces, el noble caballero espacial se verá involucrado en una nueva misión, mucho más difusa que las anteriores, pero centrada en la redención por encima de cualquier objetivo indicado por un comando superior.

La ruta hacia el futuro de unión y cero prejuicios soñado por Roddenberry para la humanidad, se le presentará a su creación como una utopía lejana. Sucede que el panorama que rodea el regreso de Picard es uno en donde la discriminación, las guerras y demás miserias humanas son más intensas que nunca, y la pelea se complica.

En este relanzamiento, el personaje de Patrick Stewart nos recuerda más al profesor Charles Xavier de Logan que al antiguo líder de la Enterprise. Eso sí, este Picard no está chalado ni mucho menos, aunque sí ha visto pasar el tiempo y debemos decir que un poco de vigor sí que le falta.

Marcada por contar la evolución sucedida en Jean-Luc a 18 años del desenlace del conflicto con los romulanos, la serie se atreve a gastárselo todo en un diseño de producción que ya nos había deslumbrado con Star Trek: Discovery, y que ahora es en todo caso superior.

El guión es un trabajo sin tacha, generado a partir de la desaparición física de Data (Brent Spinner) y una científica (Alison Pill) que parece estar conectada con esos eventos, de una manera, obviamente, misteriosa. También se sumarán a la pintoresca tripulación (sí, algún patrón tenía que repetirse, ¿no?) que irá armando Picard Dahj y Soji Asha (ambas intepretadas por Isa Briones), gemelas androides hijas de Data, el romulano Elno (Evan Evagora), Rafaella “Raffi” Musiker (Michelle Hurd), subordinada del capitán durante la evacuación romulana, Narek (Harry Tredaway), espía y amante de las Dahj y Soji, y por último Chris Ríos (Santiago Cabrera), piloto de La Sirena, la nave de turno.

Complementan el reparto algunos viejos conocidos de TNG como Jonathan Frakes y Martina Sirtis, en los roles de William Riker, ex primer oficial de la Enterprise, y Deanna Troi, ex consejera de esa misma. También destaca la aparición de Jeri Ryan como Siete de Nueve, icónico personaje de Star Trek: Voyager.

En resumen, Picard es una pasada que no sólo nos transporta a la nostalgia de sus predecesoras, sino que sabe insertarse en el mundo actual con mucho arte y, además, mantener más vivo que nunca a un favorito de los fans que, a pesar del tiempo y las tempestades, sigue probando su valía.

De momento se han transmitido siete episodios de un total de diez que tendrá la temporada. Por si fuera poco, el éxito que va teniendo nuestro señor capitán nos hace pensar en una continuación, donde seguiremos disfrutando de momentos épicos. Así que ya saben ¡Engage!


¿Te gustó? ¡Compártelo con tus amigos!

21 compartidas

¿Cuál es Tu Reacción?

Me divierte Me divierte
0
Me divierte
Me entristece Me entristece
0
Me entristece
Me encanta Me encanta
1
Me encanta
Me asombra Me asombra
0
Me asombra
Ñoo Ñoo
0
Ñoo

0 Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *